El café, ¡Un mundo lleno de aromas!

El Cafeto (Coffea), originario de Etiopía, es una planta que suele medir entre 4-7 metros de altura, que se caracteriza por tener unas hojas verdes y persistentes, unas flores blancas y olorosas, y fruto en baya roja cuya semilla es el café. Para su cultivo, se requieren unas condiciones climáticas específicas que solo cumplen las zonas situadas entre el Trópico de Cáncer y el Trópico de Capricornio: temperaturas entre los 15-29ºC, altitudes entre los 0-2.000 metros respecto al nivel del mar, y ambientes y suelos sombríos con un elevado índice de humedad. El tiempo de vida útil de un Cafeto es de aproximadamente unos 25 años. Su cosecha suele ser anual y se lleva a cabo una vez la baya ha adquirido un tono rojizo que indica la madurez óptima del grano de café.

Las dos grandes variedades de cafeto a nivel mundial son: el arábica (Coffea Arabica) y el robusta (Coffea Canephora):

Actualmente, la variedad arábica (70% de la producción mundial) se produce principalmente en latino-américa, África central y oriental, y en la India. El cultivo se realiza en tierras montañosas situadas entre los 900-2.000 metros de altitud, a temperaturas que oscilan anualmente entre los 15-24ºC. El tiempo de maduración del grano de café puede variar de los 6 a los 8 meses desde la floración. Los cafés elaborados a partir de variedades arábica se caracterizan por tener un cuerpo sutil con un sabor ampliamente aromático y ligeramente ácido.

La variedad robusta, como su nombre indica, es una planta resistente que crece en regiones húmedas de escasa altitud (0-700 metros) como África occidental y el sudeste asiático en un rango de temperatura anual comprendido entre los 24-29ºC. El tiempo de maduración de los granos de café para esta variedad es de unos 11 meses a partir de la floración del cafeto. Los cafés elaborados con variedades robusta contienen un cuerpo más intenso (debido a que el grano tienen un mayor porcentaje de cafeína), son menos aromáticos y tienen un sabor neutro y amargo.

De los orígenes… ¡A la taza de Cafés VP!

Las bayas se recogen en su punto justo de maduración y se lleva a cabo el proceso de descascarillado, a partir del cual se obtienen los granos de café verde. A continuación, se realiza el proceso de beneficiado húmedo (para la obtención de granos de café lavados o suaves) o bien, el de beneficiado seco (para la obtención de granos de café naturales). Acto seguido, los granos de un mismo origen, se seleccionan y se clasifican en función de varios criterios, predominando tamaño y densidad.

Finalmente, el café verde debidamente separado, se introduce en sacos con una capacidad estándar de 60 kilogramos.

Para la obtención del café verde descafeinado, posterior a la etapa de descascarillado y previa a la de selección y clasificación, los granos de café son sometidos a un proceso de extracción sólido-líquido mediante la utilización de disolventes orgánicos como el Diclorometano o el Acetato de Etilo, cuyos puntos de ebullición son relativamente bajos y permiten una eliminación completa de la cafeína en los granos de café a unas condiciones experimentales fácilmente asequibles. 

La compra de los sacos de café se realiza teniendo en cuenta las bolsas de Nueva York y Londres, mercados que fijan a diario el precio de las variedades arábica y robusta respectivamente. Al tratarse de un producto agrícola cotizado en bolsa, el café esta sujeto a diversas fluctuaciones que se deben a una serie de factores entre los que cabe destacar: la calidad del origen, la relación entre la oferta y la demanda y las condiciones meteorológicas en los países productores. Debido a esta variabilidad, se fundó la organización internacional del café (ICO), entidad que garantiza la sostenibilidad global de los precios para las diferentes variedades y orígenes de café verde de todo el mundo.

A raíz de lo anterior, en Cafés VP nos ponemos en contacto con los productores de cada origen y mediante agentes especializados, conseguimos traer al puerto de Barcelona (uno de los principales puertos receptores de café en Europa) los diferentes orígenes de café verde de variedad arábica y robusta de todo el mundo. La llegada del café verde a la fábrica termina con el proceso agrícola y comercial desde los países de origen para dar paso al proceso artesanal de tueste.

Los lotes de café verde quedan registrados mediante un sistema de control que permite seguir la trazabilidad del producto desde su recepción hasta su llegada al consumidor una vez tostado.

Disponemos de la tecnología adecuada para conseguir el tueste idóneo para cada uno de los orígenes que importamos, ya que cada uno de ellos necesita un tiempo (14-18 min) y una temperatura (190-220ºC) específica. Pero en Cafés VP sabemos que un café  de calidad es aquel que reúne un equilibrio único de sus características organolépticas: aroma, cuerpo y sabor; y eso solo puede conseguirse a través de una mezcla cuidadosa de distintos orígenes (blend).

Durante el proceso de tueste, los granos de café experimentaran cambios como la pérdida de humedad, un aumento del volumen, el cambio del color y el desprendimiento de compuestos aromáticos volátiles, donde este último cambio determinará en gran medida el aroma y el sabor del café en la taza. Como PYME especializada y con experiencia en el tueste de café, combinamos un gran abanico de orígenes de café cultivados a lo largo de todo el mundo en distintas proporciones hasta alcanzar blends aromáticos con un cuerpo característico al gusto del consumidor. Nuestras marcas de café son sinónimo de calidad y trabajo bien hecho. 

Una vez hemos elaborado el blend, procedemos a envasarlo en unas condiciones óptimas para garantizar la conservación de las propiedades organolépticas adquiridas justo al finalizar el proceso de tueste. El envase protege los granos de café recién tostados de factores como la humedad, el calor o el oxigeno que pueden llegar a dañar la estructura del grano o bien oxidar los compuestos aromáticos que le confieren ese aroma y sabor final al café en la taza. 

Finalmente, nuestra red de comerciales se encarga de hacerte llegar nuestro producto. Cuando el café llega a tu casa o establecimiento acaba nuestra historia, pero en ese momento… ¡empieza la tuya!

  

Consejos para la preparación de un buen Espresso

  • Conservar el café en grano en un ambiente seco y a la sombra.
  • En la medida de lo posible, molerlo antes de prepararlo, o bien, comprarlo recién molido.
  • Utilizar 7 gramos de café molido para cada espresso.
  • Calentar previamente la taza de porcelana con la finalidad de mantener la temperatura adecuada del café.
  • Asegurarse de que el flujo que cae en la taza durante la elaboración del espresso no es muy intenso (punto de molido grueso), muy débil o gota a gota (punto de molido demasiado fino).
  • Tomarlo recién hecho.